Los vecinos y comerciantes del centro de Benidorm dan el visto bueno a las obras del futuro Museo Boca del Calvari

0
0
Los vecinos y comerciantes del centro de Benidorm dan el visto bueno a las obras del futuro Museo Boca del Calvari
Los vecinos y comerciantes del centro de Benidorm dan el visto bueno a las obras del futuro Museo Boca del Calvari

El arquitecto del nuevo edificio, el benidormense José Escobedo, y uno de los técnicos de Patrimonio Histórico, César Fernández de Bobadilla, han explicado a una treintena de vecinos las características de este Museo, tanto desde el punto de vista arquitectónico, como desde el punto de vista museístico con la distribución del contenido prevista en las diferentes salas expositivas.

Así, el arquitecto subrayó la ubicación del inmueble que ha intentado respetar la edificación antigua con “una visión actualizada y un lenguaje más moderno”. En lo que respecta al contenido del museo, la planta baja se destinará a exposiciones temporales y a talleres. El sótano acogerá la parte arqueológica con piezas que van desde la Edad de Bronce hasta momentos antes a la Carta de Poblament de Bernat de Sarrià. La primera planta se destinará a las piezas pertenecientes al periodo comprendido entre 1325 y 1950. Finalmente, las plantas superiores albergarán una exposición sobre la evolución turística de Benidorm desde 1880 a nuestros días. En estos espacios expositivos se mostrarán piezas fijas, así como otras rotativas para que el museo mantenga siempre su atractivo.

Gema Amor ha explicado que desde la Concejalía de Participación Ciudadana “se ha querido tener este gesto con los vecinos y comerciantes que durante todo este periodo de tiempo han sufrido directamente las consecuencias de las obras de la nueva construcción”.

Por su parte, Eva Mayor, ha señalado que se estudiará la mejor fórmula para optimizar los recursos del futuro museo sin que repercuta en los bolsillos de los ciudadanos. Asimismo, Mayor ha dicho que “la idea es cobrar una entrada al museo a un precio popular para evitar que se menosprecie el contenido de las exposiciones, aunque todas estas propuestas se encuentran aún en estudio y aún han de consensuarse con el resto de compañeros del Equipo de Gobierno”.

Por último, hemos recabado la opinión de algunos de los vecinos y personas ilustres que han visitado la obra, como es el caso de Rafael Alemany, vicepresidente de la Academia de la Lengua Valenciana. “Me parece una gran idea porque era una casa infrautilizada desde hacía tiempo y es emblemática porque es una donación de Gaspar Ortuño, perteneciente a una de las familias más distinguidas de Benidorm, y sobre todo –añadió- porque es una manera de comenzar a disponer de unos espacios culturales”.

Además de Rafael Alemany han estado presentes vecinos y comerciantes del centro de Benidorm, así como comerciantes del Mercat, representantes de la asociación cultural La Barqueta, la Asociación de Amas de Casa de Benidorm, integrantes del Consejo Vecinal, la presidenta de la Asociación de Vecinos del Casco Antiguo, Pepa Orozco, la vicepresidenta de la Asociación de Vecinos Boca del Calvari, Paca Fuster, y otras personas ilustres como el exalcalde, Miguel Pérez Devesa, o la exconcejala, María Zaragoza.