Benidorm participa en la reconstrucción del Ecuador con el Festival 7.8

0
0
Benidorm participa en la reconstrucción del Ecuador con el Festival 7.8

La concejal de Bienestar Social, Ángela Llorca, acompañada por Edgar Urdiales, presidente de la Asociación de Provincias Ecuatorianas Residentes en Benidorm, (Asperb), y de Juan Antonio Lizancos, de la Asociación de Vecinos Els Tolls, ha presentado esta mañana el Festival 7.8 que bajo el lema ‘Benidorm con Ecuador’, pretende participar activamente en la reconstrucción del país tras el terrible terremoto del pasado 16 de abril. Además de estas asociaciones colaboran con la iniciativa la Asociación de Bomberos de la Marina Baixa y espectáculos Magic John.

El festival benéfico tendrá lugar a partir de las 16:00 horas del sábado 21 de mayo en el Auditorio Óscar Esplà del Parc de l’Aigüera y consistirá en un acto institucional, actuaciones musicales, animación infantil, espectáculos de magia, y la posibilidad de disfrutar de la rica gastronomía del país hermano. El objetivo de esta celebración es la construcción de dos pabellones escolares en zonas rurales ecuatorianas devastadas por el seismo.

Ángela Llorca ha animado a toda la ciudad “que se caracteriza por su solidaridad” a que acuda y colabore en el evento y ha recordado que “la finalidad es recaudar los máximos fondos posibles para la reconstrucción de Ecuador”. Por su parte, Edgar Urdiales ha señalado que el nombre del festival (7.8) viene dado por la intensidad del terremoto en grados de la escala sismológica de Richter y que desde la asociación están trabajando en la organización de “una serie de eventos a realizar a lo largo del año con la finalidad de recaudar fondos para llegar con las ayudas a sectores rurales donde llegaran pocas o ninguna”. Urdiales ha agradecido, en nombre de sus compatriotas, la implicación del Ayuntamiento y la ayuda de Bienestar Social y las asociaciones colaboradores en un proyecto al que ha definido de “muy ambicioso”.

Juan Antonio Lizancos, por su parte, ha hecho hincapié en cómo será la construcción de esos pabellones en zona rural “casi fluvial –ha dicho- por que los niños acuden a diario con canoas a la escuela”. Para ello están en contacto con urbanistas locales y se han inspirado en el trabajo de Shigueru Ban, arquitecto japonés especialista en arquitectura de emergencia “capaz de construir una catedral con cartones”. Con lo recaudado, se pretende enviar desde Benidorm “los materiales y el diseño para la construcción de esas dos escuelas.”, ha finalizado.